POR DiegoMasci

Las disparatadas prioridades de Rodríguez Saá

Cuentas de Inversión 2017

Los números indican que entre las prioridades primaron obras absolutamente secundarias por encima de las inversiones en salud, educación y población rural.

Cuando se analiza en detalle las Cuentas de Inversión del año 2017 se visualiza una serie de gastos que arrojan un manto de dudas y sospechas sobre la metodología utilizada para buscar y determinar prioridades.

Puesto a desglosar los datos que presenta la información remitida a la legislatura se podrá observar el manejo de los fondos públicos realizado y como desde la modificación de partidas presupuestarias, se atendió las necesidades electorales de octubre pasado

Lo primero que sobresale, es lo invertido para suministrar la Copa de Leche en las escuelas de la provincia. Durante el año 2017, el estado destino $76.831.257 en ese concepto. Ese monto representa, $6.923.615 menos que los $83.754.872 que utilizó Alberto Rodríguez Saá en concepto de gastos reservados o, $3.168.743 menos de los que recibió en un solo día la Fundación Mujeres Emprendedoras, una ONG creada un mes antes de las PASO de 2017 y que recibió, en un solo día, $80.000.000 para fomentar el emprendedurismo, teniendo como único antecedente en ese rubro, el nombre de fantasía de la Organización que es ppresidida por Adolfo Rodríguez Saá y su esposa, Gisela Vartalitis.

En el 2018, Alberto Rodríguez Saá, amaneció con un frenético amor por los parajes de la provincia. Para ellos anunció, hace pocos días, inversiones cercanas a los $100.000.000 para que tengan en el acceso de cada lugar, estaciones solares para brindar wifi, carga de celulares, entre otros servicios.

Si se analiza lo invertido durante el presupuesto pasado, no solo se podrá visualizar que la partida de provisión de energía eléctrica para la zona rural fue ejecutada solamente en un 18,36%, sino que lo relacionado para obras de obras de agua y saneamiento, solamente alcanzo $7.062.423, ejecutándose solamente un 5,35% de los fondos previstos. En síntesis, los parajes van a tener wifi, cargador de celulares. Solo les va a faltar el agua y la electricidad para enfrentar la vida cotidiana.

En Salud también se observa las incongruencias de los destinos de los fondos públicos. La Maternidad Provincial insumió, por todo concepto, durante todo el año que pasó un total de $177.868.920. El monto destinado a la maternidad supera en un 4.1% a los $170.396.095 destinados a la puesta en marcha del Parque La Pedrera.

Otro dato que llama la atención en relación a la Maternidad, es la inversión total realizada en concepto de bienes de consumo e insumos destinados para su funcionamiento. Mientras el gobierno decidió invertir, por ese ítem, un total de $1.825.108, destino para la manutención de los caballos del Centro de Actividades Hípicas de Terrazas por $2.604.694.

$233.996.215 fueron afectados a la contratación de servicios sanitarios en todos los nosocomios de la provincia, este concepto incluye servicio de oxígeno, laboratorio, anestesiología, diálisis, diagnóstico por imágenes, guardia y traslado pediátrico, cirugía vascular, toco ginecología, mantenimiento de equipos, cardiovasculares, radioterapia, oftalmología, entre otros. Un importe mucho menor a los $369.806.580 afectado a Prensa.

A pesar de las falencias que presenta la provincia en el control de sus rutas y caminos, la decisión del gobierno sanluiseño de invertir en insumos, equipos y bienes destinados al Programa de Seguridad Vial fue de $268.038, casi la quinta parte de lo que destino el estado para pintura del Circuito Internacional de Potrero de los Funes. Por este concepto se gasto $1.299.009

El presupuesto de todo el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción fue de $498.537.001, el 16% de todo el presupuesto del ministerio, fue destinado al subsidio que recibió previo a las elecciones, la Fundación Mujeres Emprendedoras. El organismo destinado a la creación y protección de empleos, representa menos del 2% del total del gasto de la provincia.

Mas se revisa la política de gastos e inversión, mayores son las sorpresas.