POR ZoeBarnes

El sistema de salud afectado por la caída del sistema informático

SIN TRAMIX EN LA ADMINISTRACIÓN PUBLICA

A partir de la caída de todo el sistema informático del gobierno profesional, los profesionales de la salud no pueden consultar de modo On Line los estudios que se realizan sus pacientes. Sacar un turno por la web, se ha transformado en una quimera

Hace una semana que el sistema digital del gobierno de la provincia de San Luis se encuentra fuera de servicios. La Ministra de Ciencia y Tecnología, Alicia Bañuelos, reconoció en una entrevista difundida por la Agencia de Noticias San Luis que si bien los equipos tienen antivirus y las medidas de seguridad que ellas considera que cumplen los estándares internacionales, las mismas resultaron insuficientes ante lo que habría sido una versión desconocida de Ransomware, el virus que atacó el software con el que opera el estado sanluiseño.

El caos administrativo se trasladó a las áreas más sensibles del gobierno provincial. El sistema de salud se encuentra afectado del mismo modo que todo el sistema digiral del estado que tiene sus servidores alojados en el data center dependiente de la Universidad de La Punta

En los centros de salud no pueden acceder de modo On Line a los estudios que se efectúan los pacientes que concurren al lugar.

Hasta la semana pasada, quien se realizaba estudios en el Policlínico, o en cualquier otro centro de la provincia, los médicos podían ver por sistema los resultados de lo realizado. Hoy la caída de todo el sistema, llevó a que los pacientes deban concurrir con todos sus diagnósticos por imágenes, análisis o el estudio que se hayan realizado, de modo impreso o en un CD.

Uno de los más afectados es el Centro Oncológico. La imposibilidad de trabajar de modo virtual, ha traído inconvenientes no deseados en los profesionales que se desempeñan en el lugar

En las explicaciones brindadas por Bañuelos, se dejó en claro que el sistema puede tardar 15 días en restablecerse, un tiempo demasiado extenso para quienes tienen en juego su salud