POR DiegoMasci

El Intendente Tamayo decidió privatizar el UPD 2020

San Luis

El municipio dispuso no utilizar el predio del Puente Blanco y dejó en manos de privados la organización del tradicional festejo de las promociones sanluiseñas. La entrada no será gratuita y desaparecen los controles de los últimos años.

Cada inicio de ciclo lectivo, encuentra a los estudiantes del ultimo año del secundario listos para vivir una tradición que se fue consolidando con el paso de los años. El próximo 2 de marzo comienzan las clases y los estudiantes de sexto año de toda la provincia, se preparan para vivir el Ultimo Primer Dia de clases, se viene el UPD

En los últimos años, la municiaplidad de la Ciudad de San Luis fue la encargada de organizar la previa del UPD de los estudiantes puntanos. La noche anterior al inicio de las clases, organizaba una fiesta en el predio del puente blanco, con acceso libre y gratuito para todos los que ingresaban en el ultimo año del secundario y con medidas de seguridad que permitieran cuidar de la salud de los chicos

El municipio les organizaba la fiesta en el predio municipal, se encargaba de la música y de que no se vendieran bebidas alcohólicas en el lugar. Se disponía de un horario limite de ingreso al lugar y de ese modo, se aseguraban que mientras estuvieran en la fiesta nadie consuma alcohol.

La fiesta solía terminar un par de horas antes del inicio de la jornada educativa, para que de ese modo, cada promoción pudiera llegar a su colegio para festejar lo que es el UPD

Por primera vez en muchos años, la municipalidad de San Luis decidió privatizar el festejo de los chicos, cerrando el predio del Puente Blanco para la realización de la fiesta de los chicos y acordando con un salón de fiestas para que en el mismo, se realicen los festejos de los jóvenes puntanos.

A diferencia de los años anteriores, la entrada no será gratuita, los chicos que deseen concurrir, deberán pagar $100 y por el momento, todo indica que en el interior del espacio donde se realizará el evento, el próximo 1 de marzo, habrá venta de bebidas con o sin alcohol.

Desde que la Municipalidad había tomado el control de la fiesta de los futuros egresados, se había logrado reducir a niveles mínimos los inconvenientes que se producían durante la madrugada de cada inicio lectivo en la ciudad. Mas allá de que muchos jóvenes llegaban a la fiesta luego de haber compartido una previa con sus compañeros de promoción, en donde habían consumido bebidas con alcohol, la imposibilidad de seguir consumiendo dentro del predio municipal, servía de freno para el consumo adolescente.

Esta vez la municipalidad decidió desentenderse y la decisión del intendente Tamayo produjo en un primer momento, el enojo de las promociones de la capital provincial que este año deberán pagar para poder disfrutar de su UPD.

Por otra parte, preocupa el desinterés de las autoridades municipales, abortando una iniciativa que permitió limitar algunos excesos que, en muchas ocasiones, ponían en riesgo la salud de los chicos