POR TawnyCypress

Los empleados públicos siguen reclamando por el retraso salarial

Gobierno Provincial

Los sindicatos que nuclean a empleados públicos en los diferentes poderes del estado sufren en carne propia el mantra que parece guiar la vida del gobernador Alberto Rodríguez Saá, ese que dice, “has lo que yo diga y no lo que yo hago”

Mientras a nivel nacional alienta la realización de paritarias y medidas que impidan la perdida del valor adquisitivo de los salarios, a nivel provincial, nunca convocó a una mesa de dialogo con los representantes de los trabajadores y la clausula gatillo prometida en marzo pasado, quedó guardada en el cajón de las promesas electorales incumplidas.

Con una inflación anual que rondó en la provincia entre el 53.8% y 57.6%, según mediciones del INDEC y la Dirección Provincial de Estadísticas y Censos, el aumento salarial del año pasado se ubicó en el 40%. La frase de Rodríguez Saá pronunciada el pasado 13 de marzo de 2019 en el Salon Blanco de Casa de Gobierno, donde expresaba ““Dejo planteado desde ya que vamos a tener cláusula gatillo. Si la realidad es cruel con nosotros y nos golpea, vamos a accionar la cláusula para repensar los salarios y que nunca la inflación nos coma el sueldo reflejaba” ya forma parte de los libros de ciencia ficción.

Entre los reclamos por el atraso salarial que tienen estatales, se encuentra el pedido realizado por el Sindicato de Judiciales Puntanos -SiJuPu. La entidad gremial que nuclea a los trabajadores del poder judicial solicitó un aumento salarial para el 2020 del 52%. Si bien forman parte de otro poder del estado y la justicia tiene independencia para fijar las pautas salariales con autonomía del ejecutivo, el poder que dirige desde las sombras la inefable “Lila” Novillo, siempre actúa en consonancia con lo que se decide en Terrazas del Portezuelo

Por su parte, el Sindicato de Empleados Provinciales -SIEP- tiene en eterna espera una audiencia solicitada a la jefa de Gabinete, Natalia Zabala Chacur. La cláusula gatillo, el otorgamiento de un bono de $20 mil, la equiparación salarial de los trabajadores de clase F con la clase E y la actualización de las asignaciones familiares, son los temas que forman parte del menú que aspira a abordar el gremio.

Los docentes intentan mostrarse activos desde el Frente Gremial Docente que integran Sadop, UTEP y AMET. Hace diez días que han solicitado el inicio de las paritarias a nivel provincial para discutir la conformación del salario, la activación de la cláusula gatillo y la garantía de estabilidad laboral para los maestros. No han obtenido respuesta al pedido realizado

Todo parece indicar, que como suele suceder en esta época del año, el gobernador realizará un acto en el Salón Blanco, lo hará rodeado de sus funcionarios y legisladores adictos, anunciará el aumento que se le de las ganas, y todos los que ese día esten presentes aplaudirán con energías, para luego hacer declaraciones al canal 13 de San Luis donde manifestarán su emoción y agradecimiento al gobernador. Los representantes de los trabajadores, lo verán por TV